domingo , 20 enero 2019

Brasil puso fin al sueño de la Vinotinto

Ya lo advertía Noel ‘Chita’ Sanvicente en la previa: la selección de Brasil, con o sin Neymar, era un rival muy peligroso. Venezuela se jugaba frente a la canarinha el pase a los cuartos de final de la Copa América de Chile 2015 y, aunque luchó hasta el último instante, sufrió una derrota 2-1 que la deja fuera de competencia.

A pesar de la baja de Neymar, suspendido por cuatro partidos por la Confederación Sudamericana de Fútbol -perdiéndose el resto de la competencia-, Brasil salió lanzado sobre el arco defendido por Alain Baroja. Robinho asumió el rol del astro del FC Barcelona y la responsabilidad de liderar el ataque junto a Willian y Philippe Coutinho, con Roberto Firmino como único punta; haciéndole daño a la Vinotinto desde el primer minuto del partido. Willian, en especial, aportó desequilibrio constante para los suyos.

Los brasileños, además, se encontraron con un temprano gol que les ayudó a desplegar su fútbol con tranquilidad. Thiago Silva le ganó la posición a Andrés Túñez en el área para rematar un balón servido por Robinho en un corner y, así, puso el 1-0 cuando se jugaba el minuto 9 del compromiso.

Venezuela no conseguía espacios para tratar de romper el dominio que desde el arranque impuso Brasil y que se mantuvo tras el gol. Un remate desviado de Ronald Vargas a media distancia fue la primera de las tímidas respuestas vinotinto en las primeras de cambio. Salomón Rondón estaba aislado y la sociedad entre Vargas y Alejandro Guerra, que tan bien se había visto en presentaciones anteriores, no era fructífera.

Brasil afianzó su mando, con los dos laterales, Dani Alves y Filipe Luis, proyectándose para apoyar a sus compañeros en ataque. El propio Filipe Luis sacó un disparo que despejó, en gran forma, Baroja.

Sobre la media hora se produjo un nuevo intento de reacción del equipo de ‘Chita’ Sanvicente, al que le bastaba el empate para avanzar después que Colombia y Perú igualaran a cero en el encuentro que abrió la última jornada del Grupo C. Un tiro libre cobrado por Roberto Rosales, lejos, pero de frente, fue rozado por Andrés Túñez para meterle veneno al balón, pero el portero Jefferson controló.

Lo de Venezuela en el primer tiempo fueron ráfagas, cortas y demasiado separadas entre sí, porque los pentacampeones mundiales mantuvieron la iniciativa. Willian, a quien le cedió la esférica Robinho, volvió a probar los reflejos de Baroja. Miranda, en un tiro de esquina, recogió un rebote y le pegó con potencia, aunque sin puntería. Se salvaba Venezuela del 2-0 dos veces consecutivas.

Al borde del descanso, una jugada colectiva en la que la pelota circuló enfrente del área brasileña -finalmente Venezuela puso asociarse- acabó con un centro de Gabriel Cichero con efecto, desde la izquierda, que estuvo cerca de entrar a la portería de Jefferson.

Sanvicente, tras la reanudación, hizo cambios buscando darle un giro al partido. Entraron Josef Martínez para acompañar al solitario Rondón en punta y César ‘Maestrico’ González para dar mayor manejo. Salieron Luis Manuel Seijas y Ronald Vargas. Juan Arango retrasó su posición.

Coutinho fue autor de un disparo para Brasil nada más comenzar el segundo tiempo y Thiago Silva sacó un cabezazo que Baroja despejó con una milagrosa intervención. Sin embargo, Venezuela daba señales de que podía mejorar con las novedades. Ya la pelota no le quemaba.

Sin embargo, los brasileños ampliaron cuando la Vinotinto parecía rearmarse. Willian dejó regado a Roberto Rosales con velocidad y un gesto técnico, corrió hacia la línea de fondo y lanzó un centro que capitalizó Roberto Firmino para firmar el 2-0. Ahora no hubo salvación.

Venezuela, aunque la misión de empatar lucía imposible, se encargó de demostrar que no se iba a rendir. Dos remates de César González pusieron emoción. En el primero, dentro del área, despejó la defensa. En el segundo, chutó a distancia y su tiro salió por encima de la portería de Jefferson.

Miku, en ese instante, fue la última carta que se jugó Sanvicente.

Brasil tampoco paró. Otro rebote ganado tras un tiro de esquina derivó en un remate de chilena de David Luiz que capturó Baroja.

Un tiro libre de Juan Arango dio vida a Venezuela. El capitán cobró con la acostumbrada maestría de su zurda, con olor a gol. Consiguió desviar Jefferson a su palo izquierdo. Miku, de cabeza, empujó el balón a la red tras el rebote. El atacante del Rayo Vallecano celebraba con furia y Venezuela se emocionaba con la posibilidad de hacer el milagro.

Un chanche más tuvo Venezuela para empatar. Miku saltó, pero no alcanzó a conectar el centro que mandó Josef Martínez desde la izquierda.

Así se le escapó la clasificación a la selección nacional, que comenzó con un ilusionante triunfo 1-0 sobre la Colombia de James Rodríguez y Falcao. Perú puso freno al vencer a la Vinotinto 1-0 y Brasil acabó con el sueño.

El Universal

Puede interesarle...

Luillys Pérez: “No podemos olvidarnos de nuestras raíces”

NOTIFALCON.COM Este viernes, el luchador falconiano Luillys Pérez, se encontró en el Gimnasio Ali Alberto Gutierrez, con …