Habitantes de Antiguo Aeropuerto: Tenemos ocho años haciendo necesidades en bolsas

Los habitantes de la vereda 42 del sector cinco de Antiguo Aeropuerto, municipio Carirubana, tienen ocho años sobreviviendo a la desidia y el abandono de los entes gubernamentales al tener un problema de aguas negras que los obliga a hacer sus necesidades fisiológicas en bolsas por no poder usar las pocetas.

Magalys Pernia, habitante de la zona, informó que son 12 casas las que están más afectadas, desde los inodoros y lavaplatos, sale el agua sucia y los gusanos; además el río de agua putrefacta recorre la vereda 42 que impide el paso de los propios habitantes de la zona.

Debido al calor característico de Paraguaná, el olor es insoportable y esto ha traído graves enfermedades pulmonares y en la piel de los habitantes de la zona.

Las promesas de arreglar la tubería se ha hecho por años, infinidades de cartas de solicitud han hecho a los diferentes organismos regionales y municipales, pero no han tenido respuestas, solo promesas; incluso durante las campañas políticas a los diferentes cargos que se han elegido en los últimos años.

Las familias ya están desesperadas ante esta situación que además amerita agua potable diaria para hacer la limpieza de la vereda que ellos mismos ejecutan para poder tener un respiro.

«Estamos cansados de tantas promesas, ocho años esperando que la situación mejore y no tenemos nada. No nos ayudan, son puras promesas. En agosto del año pasado, me traje unos trabajadores de Hidrofalcón que estaban en la avenida, inspeccionaron y dijeron que esto ya estaba en proyecto, que pronto empezaban. Ya pasó un año y aquí seguimos de mal en peor», dijo.

Este problema ha causado molestias y disputas entre los vecinos, además de enfermedades de distintas clases, pero siguen sin atención, pese a que han ido a buscar soluciones en muchas partes.

Lamentan que siempre lleguen con las promesas políticas en campañas, pero nadie cumpla con su palabra. Extienden el llamado al ejecutivo nacional para que les ayude a salir de esta grave situación.

Fuente: Irene Revilla / Notifalcón