Familiares confirman muerte de zuliana al cruzar la selva del Darién

Los familiares de la zuliana Marine Carolina Castellano Suárez, de 26 años, confirmaron que su cuerpo fue rescatado por las autoridades y piden ayuda para la cremación. La joven migrante falleció ahogada al ser arrastrada por la corriente de un río cuando cruzaba de Colombia a Panamá por la selva del Darién, precisaron a El Pitazo este 23 de febrero.

Sus padres en Cabimas, municipio del estado Zulia, reportaron la desaparición el 12 de febrero y pidieron a las autoridades de Panamá que la buscaran. Su padre, Nerio Castellano, dijo, durante una entrevista con este medio, que recibió una llamada del esposo de la joven, Andrés Lucena, para informar que ella se había golpeado con una piedra en la cabeza cuando iban en la embarcación y estaba desaparecida.

Marine Castellano viajaba con su esposo y Franklin, su hijo de 6 años. La pareja de la joven contó que el río la arrastró cuando iban en la embarcación y no pudieron hacer nada mientras cruzaban la selva del Darién para llegar a Panamá el 9 de febrero.

Andrés Lucena notificó el 12 de febrero a los familiares de Castellano y después hizo la denuncia en la Fiscalía de Panamá, donde recibió ayuda de las autoridades, quienes rescataron el cuerpo el 20 de febrero. El joven y su hijo estuvieron en un refugio de Panamá después de cruzar la selva.

Lucena dijo a El Pitazo que se encuentra en un hotel que asignó la Fiscalía de Panamá para él y su hijo, y las autoridades se han mantenido en contacto con él después del hallazgo del cuerpo de su esposa. “Esto es muy duro”, precisó.

Sus familiares de Cabimas y amigos en Panamá buscan ayuda para la cremación del cuerpo de la joven. Después de que se estabilice y cumpla con gestiones tras la muerte de su esposa, Lucena espera trasladar los restos de la muchacha hasta su casa de El Golfito, en Cabimas, y entregarlos a sus padres.

El Tapón de Darién, entre Panamá y Colombia, es uno de los cruces más peligrosos para los migrantes que buscan llegar a Estados Unidos y otros países centroamericanos de forma irregular. Autoridades de Panamá han registrado muertes de migrantes que fallecen ahogados y embarcaciones que naufragaron en la ruta.

La joven salió de las costas del departamento de Antioquia, en Colombia, con destino a Panamá el 4 de febrero. Ese día hizo su última llamada a sus padres y les dijo que iba a pasar, por lo que ya no tendría señal en su teléfono.

Marine Castellano estuvo en Venezuela hasta el 7 de julio del año 2021. Ese día salió con su hijo a Quito, en Ecuador, donde vivía su esposo. En enero del 2022, el trabajo en refrigeración de Lucena había disminuido y decidieron aventurarse hasta Colombia y después a Panamá. La pareja evaluaba Estados Unidos como destino final.

“Ellos llamaron para decirnos que ya habían tomado la decisión. Después fuimos recibiendo imágenes y llamadas de los lugares por donde iban pasando desde Ecuador hasta llegar a Medellín, en Colombia”, precisó Nerio Castellano durante entrevista con este medio el 16 de febrero.

Castellano se graduó como técnico medio en laboratorio clínico, y antes de salir embarazada iba a comenzar a estudiar para ser médico integral comunitario en el año 2016. Su madre, Maribel Suárez, dijo que en Ecuador no trabajaba para cuidar a su hijo.

 

 

 

Fuente: El Pitazo