Alarma en Chile por una enigmática criatura que mata animales al estilo del mítico “chupacabras”

Alrededor de 50 crías de llamos y alpacas han sido atacadas por un animal que no presenta las características de los depredadores más comunes de la zona de Colchane, ubicada al norte de Chile en la región de Tarapacá.

Comuneros especulan que pueda ser un Chupacabra o un Condenado, entidades mitológicas tipo zombi que se alimentan de la sangre del ganado.

La leyenda del Chupacabras se inició en los años 90, después de que se reportaran ovejas muertas encontradas en Puerto Rico, víctimas de una serie de agujeros por los cuales se había extraído toda su sangre. En ese entonces, los medios de comunicación divulgaron historias recogidas desde la comunidad que daban cuenta de matanzas de muchos tipos de animales como caballos, cerdos y cabras producidas por un tipo de animal hasta entonces desconocido. Con el pasar de los días se le denominó Chupacabras.

Ahora, los ganaderos del poblado de Central Citani, a 3 kilómetros al oeste de Colchane una zona fronteriza con Bolivia, denuncian que desde noviembre del año pasado a la fecha han perdido más de 50 crías de llamos y alpacas, y que en general, han sido atacados de noche por un animal que no corresponde a los depredadores más típicos de la zona y del que tampoco pueden encontrar huellas. Por lo anterior, los comuneros exigen que el Servicio Agrícola Ganadero de Chile SAG, investigue la situación que suma millonarias pérdidas y por tratarse de su principal fuente de ingreso.

Los ataques por lo general se han desarrollado en el campo cercano a las “chullpas”, lugar con edificaciones en las que se realizaron entierros pre incaicos y donde desde el 2019 se ha reportado la presencia de zorros y pumas que suelen atacar al ganado cuando se les pastorea, pero no dentro de los corrales, como se ha dado con los últimos casos reportados desde noviembre y que solo afecta a las crías.

Juan Choque Choque, uno de los afectados, advierte que lo primero que pensaron es que se trataba de alguna mala intención de alguien que estuviera haciendo una maldad. “Al principio cuando aparecieron dos ó tres muertes pensamos que había sido alguien. Pero cuando empezaron a aparecer más dijimos cómo alguien va a estar matando a las crías, si no le conviene a nadie. Nadie podría tener tanta maldad. Y siguieron y siguieron las muertes”, declara.

El alcalde de Colchane Javier García Choque, por su parte, ordenó que una profesional veterinaria del municipio a que examinara el último cadáver de un animal atacado y que fue hallado en las últimas horas. “La profesional no pudo concluir que se tratase de un depredador de la zona, ante las preocupaciones de vecinos haremos la entrega de toda la información al SAG para que puedan concluir qué tipo de animal se trata y cómo contenerlo. De ser necesario enviaremos informes a otras entidades para que nos ayuden a encontrar a esta criatura”, señaló.

Luis Choque, otro de los ganaderos afectados reconoce que se ha multiplicado la presencia de zorros en el sector, los principales depredadores de sus animales, pero los ataques a las crías no tienen las características de los típicos ataques efectuados por estos animales, “Les hace un hoyito y no en el cuello si no en el costado, no le come la carne, ni las entrañas nunca había visto algo así. Ataca de noche y los animales parecen no defender a la cría”, sostiene.

Para Juan Choque Choque, la situación debe ser investigadas por las autoridades pertinentes, ya que, aparte de las pérdidas económicas teme por la seguridad de los vecinos, “mis primos me dicen que podría ser una criatura llamada Chupacabras, que en el sur hace años atacó a una persona dejándola mal. A mí me dio susto y pusimos luces con paneles solares para iluminar los corrales y espantar a este animal, quiero que lo encuentren para que deje de hacer daño”, dice.

La profesional veterinaria destinada por el municipio local, Andrea Nieto, quedó asombrada al examinar a una de las crías atacadas. “Preliminarmente es difícil decir qué fue el causante del ataque, no son marcas propias de depredadores de acá como el puma o el zorro. Se ven sólo dos perforaciones a la altura de tórax y nada más, al parecer de ahí succionó el animal, pero hay que hacer una investigación más exhaustiva”, advierte.

La especialista dice que el SAG debería presentar un informe completo, ya que ella no puede descartar que se trata de una persona, aunque desecha la posibilidad que sea un murciélago especialmente por el tamaño de estos animales en comparación con la herida. Otro animal que descarta es a perros salvajes ya que estos atacan en jauría y suele desgarrar a sus presas. “Por la mordida puedo concluir que se trata de un animal con una mandíbula pequeña, por el tamaño de sus colmillos, los que son muy adelantados a diferencia de otros depredadores que los tienen más hacia los lados”.

Otra cosa que llamó su atención fue que todos los testigos afirman que no han podido registrar ningún tipo de huella dentro de los corrales distinta a la del ganado, ni siquiera huellas humanas, que pudieran proporcionar más pruebas para llegar a algún tipo de conclusión.

Fuente: La Patilla