Maduro acusó al médico colombiano Antonio Amell de vender Remdesivir

El presidente Nicolás Maduro acusó al médico colombiano Antonio José Amell Cantillo, residente de la Ciudad Hospitalaria Enrique Tejera, en el estado Carabobo, de vender Remdesivir, un medicamento utilizado en el tratamiento contra el covid-19 y que, afirma se distribuye de manera gratuita.

“Ya está el gobierno de Colombia pidiendo (liberar) a uno de estos estafadores y ladrones“, expresó Maduro durante el acto de juramentación del comando de campaña para las elecciones parlamentarias, que fue transmitido por Venezolana de Televisión.

Al médico residente lo detuvieron el domingo 6 de septiembre funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional, quienes irrumpieron en horas de la madrugada en su vivienda, en San Diego. Familiares y amigos denunciaron su desaparición, reseñó El Nacional.

El señalamiento lo hizo Maduro luego de manifestar que, a raíz de una denuncia y de las investigaciones, se determinó que en el centro asistencial el personal estaba vendiendo a entre 4.000 y 5.000 dólares el Remdesivir.

“Nosotros se lo damos gratis a las clínicas privadas y a todos los enfermos graves y moderados del país, gratis. Es una medicina muy eficaz, muy importante y muy cara, la traemos y resulta que descubrimos que en un hospital la estaban vendiendo y capturamos a los primeros implicados. ¡Ladrones!”, expresó el oficialista.

La Cancillería de Colombia, antes de las declaraciones de Maduro, había publicado un tuit en el que rechazaba, a nombre del gobierno de Iván Duque, la detención del joven, que calificó de arbitraria. Exigió el pleno respeto de su vida e integridad física. Además, pidió a los organismos internacionales de protección de los derechos humanos que exijan su libertad inmediata.

 

Fuente: El Nacional