Embarazadas con covid-19 tienen más probabilidades de no tener síntomas

Las mujeres embarazadas tienen menos probabilidades de desarrollar síntomas de covid-19, pero si estos aparecen, corren más riesgo de acabar en cuidados intensivos que las no embarazadas, según un nuevo estudio publicado en la revista científica The BMJ.

La investigación fue realizada por un equipo llamado Consorcio de Revisión Sistemática Viviente PregCOV-19, dirigido por la profesora Shakila Thangaratinam de la Universidad de Birmingham (Reino Unido). El equipo revisó 77 estudios sobre los efectos de covid-19 en 11.432 mujeres que fueron ingresadas en hospitales a causa de la enfermedad.

El análisis determinó que las embarazadas hospitalizadas con coronavirus tienen un 57 % menos de probabilidades de presentar síntomas, pero al mismo tiempo tienen un 62 % más de probabilidades de requerir cuidados intensivos y hasta un 88 % más necesidad de respiradores de UCI que las mujeres no embarazadas.

La investigación también concluyó que el virus puede provocar partos prematuros y aumentar las posibilidades de que el recién nacido necesite ser tratado en una unidad de cuidados neonatales.

Sin embargo, los científicos puntualizaron que los resultados fueron tranquilizadores y mostraron que las embarazadas tenían «resultados comparables» a otras mujeres que contrajeron el coronavirus, también en las tasas de supervivencia.

Asimismo, señalaron que los problemas de salud preexistentes, como la obesidad, la diabetes o la presión arterial alta, estaban estrechamente relacionados con las mayores necesidades de cuidados intensivos y de ventilación en las futuras madres.

«Si bien los riesgos generales del coronavirus para las mujeres embarazadas son bajos, los hallazgos de este estudio destacan los riesgos particulares para las mujeres embarazadas, especialmente aquellas en el tercer trimestre del embarazo, en caso de que se enfermen con el coronavirus», dijo a Daily Mail el Dr. Edward Morris, presidente del Real Colegio de Obstetras y Ginecólogos de Reino Unido.

 

Fuente: RT