TSJ confirmó pena máxima para profesor de natación que abusó de tres escolares

La Sala Penal del Tribunal Supremo de Justicia confirmó la condena de 30 años de prisión impuesta a Richard Oswaldo Marín Torres, docente del colegio Emil Friedman, acusado de cometer abuso sexual contra tres alumnos, según se lee en la sentencia N° 24, redactada por la magistrada Elsa Gómez.

Marín Torres fue condenado el 16 de enero de 2019 por el Tribunal 26° de Juicio de Caracas, decisión que fue ratificada siete meses más tarde por la Sala 5 de la Corte de Apelaciones. En virtud de ello, Francisco Caracciolo Lamus Ramones y Simón Clemente Lamus Rosales, abogados del acusado, solicitaron a la Sala Penal revisar la condena a través de un recurso de casación.

Una de las víctimas es un niño de seis, cursante de primer grado, quien le confesó a su papá que el profesor de natación lo abusó en ocho oportunidades y que lo mismo había hecho con otro compañerito suyo del colegio. El padre de esta víctima interpuso una denuncia ante el Cicpc en junio de 2016, cuyos funcionarios iniciaron las investigaciones.

A este niño le practicaron un reconocimiento médico-legal y evaluación psicológica en el Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses (Senamef). Médicos y psicólogos concluyeron que el niño presenta “claros indicadores de abuso sexual”. Las investigaciones determinaron que el profesor de natación llevaba a los niños al baño, donde les practicaba “dantescos actos sexuales”, refiere la sentencia.

Un niño de siete años de edad es otra de las víctimas. En su relato refiere que el profesor de natación lo llevó al baño de la piscina en varias ocasiones y le advirtió que no le comentara nada de lo ocurrido a sus padres. A esta segunda víctima, Marín Torres le realizó “una serie de actos sexuales, mediante tocamientos libidinosos en varias partes de su cuerpo”.

En base a esa investigación inicial, Marín Torres fue detenido el 30 de junio de 2016 en la sede del Emil Friedman. Una vez conocida la detención del docente, una representante denunció que su hijo de cinco años, cursante de preescolar en el citado colegio, estaba siendo atendido por una psicóloga particular, quien detectó un rechazo por parte del menor a acudir a sus clases. Al realizársele las pruebas, este niño contó que igualmente Marín Torres lo llevaba al baño de la piscina y abusaba de él mediante tocamientos.

El juicio se inició el 26 de junio de 2017 y concluyó el 16 de enero de 2019, fecha en la cual el Tribunal 26° condenó a Marín Torres a cumplir la pena de 30 años de prisión. Sus abogados recurrieron a la Corte de Apelaciones, instancia donde ratificaron la condena. Y por ello, acudieron a la Sala Penal, para consignar 13 denuncias que resumían el mismo contenido, cual es, la falta de motivación de la sentencia condenatoria.

Los magistrados respondieron las denuncias y las desestimaron por carecer de técnica y pasar “de lo confuso a lo genérico”. También declararon inadmisible el recurso de casación y en consecuencia confirmaron la condena de 30 años de prisión contra Marín Torres.

Fuente: Últimas Noticias