Humans Right Watch pide a la ONU tomar control de Venezuela para enfrentar el covid-19

La ONG internacional Humans Right Watch (HRW) junto con los Centros de Salud Pública y Derechos Humanos de la Universidad Johns Hopkins, de Estados Unidos, emitieron este martes un comunicado en el que expresan que la Organización de las Naciones Unidas (ONU), debe tomar el control en Venezuela y exigirle a las autoridades que permitan el acceso de ayuda humanitaria para hacer frente al covid-19.

De acuerdo con lo expresado en el documento, las autoridades venezolanas han informado que hasta la fecha se ha registrado un total de 1.121 contagios y 10 muertos por el nuevo coronavirus, sin embargo la ONG afirma que la cifra real es mayor debido a la escasa disponibilidad de pruebas confiables, la falta de transparencia de la administración e incluso «la persecución contra profesionales de la salud y periodistas que cuestionan la versión oficial».

«Estamos ante una situación gravísima. La falta de agua en hospitales ya era un enorme problema para el colapsado sistema de salud venezolano antes de la pandemia. Ahora, los médicos no tienen agua para lavarse las manos, que es una de las medidas básicas para prevenir el contagio», explicó a través de una video-conferencia José Miguel Vivanco, director para las Américas de HRW.

Vivanco aseveró que la vida de los venezolanos depende del secretario general de la ONU, Antonio Guterre, quien , a su juicio, debe liderar una respuesta humanitaria urgente así como de las democracias preocupadas por Venezuela quienes deben ejercer «presión» a Nicolás Maduro para que permita el acceso de la ayuda al país.

HRW también llamó al Grupo de Lima, a los gobiernos de EE UU y a la Unión Europea para que ejerzan presión sobre las autoridades venezolanas, para lograr que permitan una respuesta humanitaria a gran escala liderada por la ONU, que ayude a prevenir la propagación a gran escala del covid-19.

«Es crucial que los gobiernos preocupados por la situación venezolana despoliticen la asistencia humanitaria y que el de EE. UU. se asegure de que las sanciones vigentes no agraven la crisis ni obstaculicen los esfuerzos humanitarios», reza el documento.

Sistema sanitario colapsado

En el documento se especifica que en noviembre y diciembre de 2019, un equipo de HRW y de los Centros de Johns Hopkins realizó entrevistas telefónicas a profesionales de la salud en 14 hospitales públicos de Caracas y cinco estados (Anzoátegui, Barinas, Bolívar, Lara y Zulia), y que todos ellos, salvo uno, brindaban atención de alta complejidad.

Asimismo realizaron entrevistas de seguimiento a algunos profesionales de la salud, y otras a actores humanitarios y expertos en sanciones entre marzo y mayo de 2020.

Las conclusiones de la investigación, que se realizó en parte antes de la pandemia, demuestran que el sistema de salud venezolano es particularmente precario y no tiene las condiciones para lidiar con el covid-19.

Según este informe, la enfermedad también podría transmitirse con rapidez en los barrios populares y en las cárceles superpobladas debido a la falta de garantías básicas de salud pública y de acceso a un suministro de agua suficiente.

En el informe se exhorta finalmente a la ONU que lidere, bajo la cooperación internacional, una respuesta humanitaria urgente y a gran escala, asimismo se pide que el resto de países presionen a Venezuela para que permita el pleno acceso del Programa Mundial de Alimentos de la ONU y sus socios, posibiliten que los trabajadores humanitarios locales e internacionales brinden asistencia humanitaria y tengan acceso a todos los hospitales y centros de salud para proveer insumos y asistencia.

Fuente: El Universal