Comunicado del sector funerario venezolano ante el covid-19

El Sector Funerario Nacional y en especial el Falconiano,​ se dirige primeramente al Presidente de la República Bolivariana de Venezuela Sr. Nicolás Maduro, al gobernador del estado Falcón Sr. Víctor Clark y demás Gobernadores de la nación, al alcalde del municipio Miranda Sr. Pablo Acosta y demás alcaldes.

Solicitamos considerar nuestro sector Funerario dentro del eslabón de servicios necesarios en esta coyuntura con respecto al COVID-19,​ pandemia que afecta la población mundial. Teniendo en consideración lo anterior, hacemos estas recomendaciones para un mejor desenvolvimiento tanto a nivel municipal, regional y nacional:

1- Requerimos el permiso para cada agencia de funeraria, fabricantes de ataúdes, cementerios privados y crematorios, del salvoconducto abierto de movilidad NACIONAL de nuestras unidades, el llenado del tanque de gasolina, que serán registradas mediante un listado con hojas membretadas y debidamente selladas, que facilitaremos a la Zodi o ente responsable, ​ hasta terminada​ esta situación de cuarentena extensiva.
2- Requerimos los implementos de seguridad para el personal de TANATOPRAXIA, para el manejo eficaz de cadáveres con COVID-19,​ esto debido a las circunstancias de previsión de cualquier cuerpo fallecido hasta la finalización de la pandemia en el país.
3- Requerimos de las sustancias químicas como el hipoclorito y otras que sirvan para rociar al cadáver así como las bolsas especiales, para la colocación de los cuerpos.
4- Requerimos la fumigación de cada agencia de funeraria, para una mayor protección tanto del personal como familiares, tantas veces como sea necesario.
5- Requerimos la seguridad externa para el cumplimiento de los reglamentos internos de cada agencia de funeraria, como la del número de familiares que no pueden exceder de más diez (10) deudos por cada difunto y con sus tapabocas.

Para concluir:

Todos estos requerimientos son esenciales para nuestro mejor desenvolvimiento, tener acceso prioritario a equipos de protección personal y estar exentos de los mandatos de confinamiento, es de carácter urgente, ya que nuestro sector Funerario atiende las 24 horas y 365 días del año todos los casos de fallecimiento a nivel nacional.​ El papel que desempeñan los directores, supervisores, asistentes de funerarias y​ trabajadores de cementerios y crematorios durante esta pandemia de COVID-19 es fundamental.​ Si bien nuestro trabajo se puede pasar por alto, estamos realmente en la primera línea, no solo para ayudar a cuidar a las víctimas fallecidas de esta y otras pandemias, sino a familiar en duelo.

Somos un servicio de primerísima necesidad, el sector privado representamos el 95% de las agencias activas en el país, lamentablemente el 5% apenas son municipales, en el caso del estado Falcón no existe ninguna, por ello reiteramos nuestra ayuda incondicional a la comunidad FALCONIANA y NACIONAL pero necesitamos igualmente nos faciliten los requerimientos, antes que se escape de las manos el control sanitario, se presenten más casos, produciendo así otro problema de salubridad​ pública y nos veamos en la necesidad de cerrar las puertas, por falta de insumos esenciales como ataúdes y gas.

Atentamente
JULIO CESAR GILIBERTI LÓPEZ
EMPRESARIO DEL SECTOR FUNERARIO FALCONIANO.