Uribe dice que Merlano fue ‘manipulada’ por el régimen de Maduro

Después de que se conocieran este jueves las declaraciones que dio la fugada excongresista Aida Merlano ante un tribunal de Caracas, en Venezuela, en donde señaló ser testigo de la corrupción política del país e hizo señalamientos contra el empresario Julio Gerlein, la familia Char y el presidente Iván Duque, el expresidente Álvaro Uribe se refirió a este tema.

A través de un comunicado, el senador y líder del Centro Democrático señaló que Merlano hace parte de la lista de “prófugos de la justicia” que el régimen de Nicolás Maduro ha “manipulado para que declaren en su contra”, sumándose a “Rafael García y al mayor de la Policía (r) Juan Carlos Meneses”, quien es uno de los testigos claves en el juicio por supuestos vínculos con paramilitares que se le sigue al ganadero Santiago Uribe Vélez, hermano del expresidente.

Uribe señaló por medio de la misiva que “escasamente se cruzó saludos y pocas palabras con la señora Merlano en el Congreso de Colombia, posterior a 2014”.

También indicó que sus campañas políticas “han sido financiadas con recursos transparentes, todos declarados y por los siguientes gerentes: Senado – José Roberto Arango, Roberto Arenas Bonilla, Nicolás Echavarría y Victoria Restrepo; Gobernación de Antioquia – Luis Esteban Echavarría y Guillermo Gómez del Barco; Presidencia de la República – Mario Pacheco y Fabio Echeverri Correa”.

Asimismo, el senador Uribe indicó que “seguirá opinando en contra de la dictadura de Maduro”.

Desde Venezuela, en el Circuito Penal Judicial de Caracas, sala número 6, Merlano dijo que “no estaba fugada”, sino que la “secuestraron” y aseguró que cuando estaba en la cárcel, abogados supuestamente enviados por el empresario Julio Gerlein, con quien sostuvo por años una relación sentimental, le hicieron una oferta para fugarse.

Dijo que aceptó pero que de inmediato supo que el propósito era asesinarla.

Tras la fuga, dijo, fue llevada a una finca en Valledupar en donde sus captores supuestamente le dijeron que iban a matarla y a enterrarla en una fosa común.

Afirmó que logró fugarse y que tras su huída supuestamente mataron a quienes la custodiaban en ese lugar.

Escasamente se cruzó saludos y pocas palabras con la señora Merlano en el Congreso de Colombia, posterior a 2014.

La excongresista indicó tener información y pruebas de aportes de Odebrecht a campañas políticas y señaló que su caída supuestamente empezó cuando se salió del libreto de sus mentores políticos.

“Tengo pruebas, videos, audios, pruebas escritas, contratos y licitaciones amañadas (…) Todos caerían con las pruebas que yo tengo”, dijo.

Además, aseguró que el proceso en Colombia tuvo irregularidades, como que ella debió haber sido juzgada por tres magistrados y en cambio lo hicieron dos. También aseguró que debió haber sido juzgada en una sala de instrucción y a ella, señaló, la califica una sala que no correspondía con estos dos magistrados.

Fuente: El Tiempo