Siguen los apagones y el silencio oficial en Falcón

Si bien es cierto que ya es habitual que la electricidad sea uno de los servicios más caóticos del estado Falcón, no es menos realidad que esta semana las autoridades regionales se propusieron batir el récord de ineficiencia y exterminar la calidad de vida de toda una región.

Desde el pasado lunes los apagones han estado a la orden del día, han sido constantes prolongados y a ningún vocero, ni de la empresa eléctrica nacional, ni de la gobernación, de le ha ocurrido emitir algún pronunciamiento sobre las deficiencias que mantienen en vela permanente a la mayoría de los sectores que componen la entidad.

A través del intercambio de trabajos periodísticos ha trascendido que las interrupciones en el fluido de energía han sido consecuencia de la caída de la línea 230 Kv, que conecta a Planta Centro con El Isiro, repercutiendo en la generación de las turbinas de la termoeléctrica Josefa Camejo.

Lo peor es que, como parte de una acción premeditada, en las noches, cuando la luz artificial se hace más necesaria, es precisamente en las que la electricidad se ausenta con más frecuencia y por más horas.

Fuente: Eduardo Ruiz/Notifalcón