Acuchillado y apedreado por sus propios compañeros falleció adolescente en Caracas

Acuchillado y apedreado por sus propios compañeros falleció el adolescente de 16 años Franco Antonio Sifontes Martínez, en un hecho que ocurrió en los alrededores del colegio Josefa Irausquin, ubicado en El Cafetal, municipio Baruta, donde estudiaba, reseña Caraota Digital.

El joven estaba desaparecido desde el 2 de julio y fue localizado en las cercanías de la institución.

«Es lamentable informar que un estudiante de nuestra institución falleció por un hecho aislado pero en el cual están involucrados otros compañeros. Ya las autoridades están encargadas de esto y muy avanzadas las investigaciones», destacó un comunicado emitido por el colegio.

En la misiva se relató que el hecho ocurrió «en las áreas verdes municipales, al final de las canchas deportivas en lo que corresponde a los linderos de la escuela hacia la urbanización San Luis».

«Es lamentable está situación y que sean sus propios compañeros los cuales actuaron as. Uno de estos chicos ya no pertenecía a la institución ya que fue retirado por otras razones», agregó el documento.

Igualmente destacó que «desde la administración de la escuela estamos haciendo todo lo posible por reforzar la integridad de la institución».

Se a unció que la institución continuará «con sus actividades normales por instrucciones del distrito escolar, al igual que la zona educativa, y las autoridades de seguridad».

No obstante, las autoridades del plantel desmintieron los rumores de que la escuela va a ser cerrada y que están suspendidas las actividades, La institución seguirá funcionando. Lo que sí es que vienen cambios en la estructura para el bienestar de la escuela».

Detalles del caso

Según versiones que han circulado sobre este caso, «otros alumnos, compañeros de la misma institución habían informado que la última vez que vieron» a Franco «fue abordando la unidad de transporte público que usualmente tomaba para regresar a su casa, en Baruta».

Al parecer «este hecho nunca ocurrió, puesto que no abordó ningún medio de transporte, sino que por el contrario lo condujeron a las inmediaciones del mismo colegio, donde lo mataron a pedradas».

Se conoció que «por esas declaraciones de los propios compañeros del liceo, la búsqueda del joven se centró en la ruta de camino a su casa, en hospitales y hasta en la morgue».

Por su parte, el periodista Roman Camacho, a través de su cuenta en Twitter @RCamachoVzla, informó que «funcionarios del departamento contra bandas de la División de Investigaciones Penales de la CPNB, detuvieron a 2 adolescentes de 17 años, presuntamente involucrados en la desaparición y homicidio del adolescente».

 

 

Caraota Digital